Municipio, Policía y vecinos siguen coordinando acciones de prevención en los barrios

El municipio intensifica las tareas preventivas en los barrios y en ese contexto a través de la Subsecretaría de Seguridad Ciudadana a cargo de José Daniel Falcón se desarrollaron una serie de acciones.

El día viernes por la tarde se realizó un encuentro vecinal en el barrio Fonavi. En tal circunstancia el Subsecretario Falcón junto al jefe de la Comisaría Cuarta Comisario Principal Jorge Benítez, escuchó las inquietudes de los vecinos quienes adujeron tener serios inconvenientes en el sector ante sucesos delictivos sobre todo contra la propiedad.

Se coordinó a través del municipio un “entramado telefónico” que permita comunicación inmediata con autoridades, se entregó una alarma vecinal (en forma gratuita) para labor comunitaria  de prevención, se determinaron estrategias lumínicas, y se comprometió trabajo de desmalezado en las inmediaciones.

A su vez, el jefe policial sostuvo que se intensificarán los patrullajes en los horarios y sectores aportados, poniéndose a disposición de los vecinos.

Entrega de alarmas

Se entregó alarma vecinal a la Madre Superiora del “Pequeño Cotolengo Don Orione”, en virtud a que este establecimiento sufrió la visita de malhechores y ante esta situación se optó por trabajar con el dispositivo sonoro que entrega la comuna, a su vez se acordó una visita para determinar otras medidas que puedan ayudar a dicho instituto.

Trabajo de desmalezado

La Dirección de Convivencia Vecinal (dependiente de la Subsecretaría de Seguridad) llevó a cabo con su “Equipo de Limpieza”, tareas de desmalezado y limpieza de los predios de la Escuela 1022, del Complejo Penitenciario Provincial y del espacio que actualmente está ocupando la Comisaría Cuarta.

Oficina de registro municipal de motocicletas

En proceso de registro de la motocicleta marca Guerrero, que inició expediente para obtención de placa identificatoria, a través de perito verificador del municipio, en observación física del rodado, se pudo determinar que la tapa de motor era de marca distinta al motovehículo, la numeración del chasis presentaba configuración en “doble línea” lo que resultaba anormal y se denotó que los números estampados habrían sido realizados con elemento similar a clavos”.

Ante esta situación se dio intervención a la planta verificadora de policía Caminera que confirmó la situación rodado. Cabe aclarar que dicha motocicleta estaba “retenida” por control efectuado a disposición del juzgado de Faltas Municipal. Esto demuestra la necesidad de controles públicos a los rodados.

De este modo la actual gestión comunal acciona sobre el compromiso de aportar prevención que contribuyan a mejorar la seguridad de la ciudad.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: